En esta curva me maté yo, dijo la voz, y el conductor se volvió, perdió el control y el coche se estrelló en llamas y muerte. Las voces aplaudieron, y pese a lo conocido de la táctica admitieron de buen grado a la voz jovencita entre ellas.

Espido Freire
Antología del microrelato español (1906-2011). Ed. Catedra.2012
Escribe un comentario

*